LOS BENEFICIOS DE LA ALEGRÍA

5 febrero, 2011

Las emociones básicas como la alegría y la tristeza modifican nuestro proceso de pensamiento. Cada una a su manera. Y lo hacen, modificando el estilo y la eficiencia de dicho proceso.

Cuando estamos alegres, generamos imágenes mentales más rápidamente, aumenta su variedad y se facilita el razonamiento veloz (que puede ser eficiente o no). Contrariamente, cuando estamos tristes generamos imágenes mentales de manera más lenta, disminuye la variedad de éstas y el razonamiento ineficiente.

Así, por ejemplo, en un entorno laboral, donde las personas sean valoradas por lo que hacen y por cómo lo hacen, exista un diálogo constructivo como respuesta a sus propuestas (tanto para aceptarlas como para rechazarlas), se potencie la colaboración, la solidaridad, el afán de aprender etc… las personas desarrollarán sus potencialidades en un grado (tanto en cantidad como en  calidad) que de otra manera no se produciría. Y esto lleva a que las personas se sientan satisfechas consigo mismas y adquieran compromiso. Creo que el grado de felicidad de los trabajadores de una empresa debería ser un dato ponderable susceptible de cotizar en bolsa.

Maquiavelo aconsejaba al Príncipe el no buscar el respeto de los súbditos, sino el miedo de éstos para mantenerse en el poder. Quién tenga vocación de déspota absoluto puede aplicar este criterio. Bajo el yugo del miedo se han creado imperios políticos y empresariales de eso no nos cabe la menor duda… Aunque esa política también ha propiciado su desaparición. Y esto es así porque cuando el proyecto personal, empresarial, etc,… es asumido de manera voluntaria por las personas, entonces su dedicación, su autoexigencia, su creatividad aportada al proceso, etc, aumenta de manera muy sensible. Y todo el mundo se beneficia de ello. Consiguiendo, el proyecto, la consolidación necesaria para su adaptación al devenir.

Creo que aquellas personas que tienen poder de decisión deberían tener muy en cuenta el grado de satisfacción de las personas que tienen a su cargo. Y creo una obligación por parte de cada uno de nosotros, el buscar y propiciar esa satisfacción para beneficio propio y ajeno.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: