AL MAL TIEMPO BUENA CARA

3 octubre, 2011

 

Pienso que la sabiduría popular tiene toda la razón al aconsejar poner buena cara al mal tiempo.  De entre los beneficios que esta acción supone está la de aumentar las posibilidades de poder superar lo antes posible una situación de dificultad.

¿Cómo poner buena cara a una situación difícil? Pues por ejemplo, cambiando los pensamientos negativos, con las imágenes que se suceden en cascada con resultados apocalípticos, por otros de positivos. Proyectándonos en escenas positivas de manera convencida.

Otra de los recursos que podemos desplegar es el de hacer de Abogado del Buen Rollo para con nosotros mismos. Es decir, contrarrestar, en un diálogo mental,  aquellos argumentos paralizantes, por otros motivadores. Algo tan sencillo como oponer un: “¿y por qué no?,  a un “¡no voy a encontrar trabajo!” “no voy a conseguir…” A partir de ahí queda establecer un plan de acción a seguir, por supuesto…

Otras posibilidad: forzarse a sonreír. Forzando a nuestro cerebro a registrar ese dato, influirá en nuestro estado de ánimo que a su vez reforzará la sonrisa que a su vez…

Haciendo deporte, estando atentos a los momentos de belleza que tengamos en nuestro día a día y reconocerlos como tales, haciendo meditación zen, etc… que nos ayude a mantener el equilibrio químico de nuestro organismo.

Automotivarse es básico para poder propiciar que nuestra mente mantenga un alto nivel en su capacidad para analizar, sintetizar y relacionar información. Para estimular el cerebro de tal manera que le facilite el estado de concentración. De esta manera estaremos aumentando las posibilidades de encontrar salida a una situación de dificultad.

Por otra parte el estar automotivado es una actitud y como tal transmite información a la gente que nos rodea. Somos animales sociales con la capacidad de empatizar y el lenguaje no verbal tiene mucho peso en nuestras interacciones. Una persona con un rostro saludable o con una sonrisa y una mirada despierta, estimula el lado izquierdo del cerebro del receptor. Le causa placer. Cosa que le predispone a valorar positivamente al otro y a ayudarlo. Eso es algo muy a tener en cuenta. En una entrevista de trabajo, por ejemplo.

La automotivación es un hábito y como todo hábito requiere de voluntad y constancia para que acabe siendo una manera propia de ser. ¡Ánimos!

Anuncios

2 comentarios to “AL MAL TIEMPO BUENA CARA”

  1. Sita indi said

    es muy acertado, aunque a veces cuesta de hacer….es cuestión de entrenamiento, y esto es lo que hay que hacer.
    Muchas grácias por tus consejos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: